Un día en Kathmandú puede producirte 5 veces

Un día en Kathmandú puede producirte 5 veces la cantidad de estrés que sufres en tu ciudad